Eli “Paperboy” Reed (Zaragoza, 9 de abril)

12 04 2011

Es sábado a las nueve de la noche en la capital del Ebro, y en su Calle Mayor, una multitudinaria fila rodea la zaragozana Casa del Loco. Algunos viandantes que pasaban se preguntaban a que se debía semejante hilera humana, e incluso algunos jubilados se plantearon el ponerse al final del todo, pensando que en el extremo opuesto regalaban algo. Pues no, no regalan nada señora, se trata de un concierto. ¿Y quién es el afortunado capaz de crear una fila así en Zaragoza, una ciudad que siempre ha destacado por el poco apoyo musical? La respuesta la tiene un joven de 27 años, de raza blanca y procedente de Boston, que ha revolucionado el mundo del soul en esta década, su nombre es Eli “Paperboy” Reed, y su música bebe de auténticos tótems como Elvis, Johnny Cash o el propio James Brown.

Creo que es inevitable hacer mención a la inidoneidad de la sala para este concierto, ya no por el sonido, que fue espléndido ante todo pronóstico, sino por el número de asistentes, sumado a la caprichosa arquitectura de La Casa del Loco, que tanto da que hablar entre los zaragozanos en los momentos previos al concierto.

Con una hora de retraso, el chico de los periódicos se presentó ante la expectante audiencia trajeado y oculto tras unas oscuras Wayfarer (sí, es publicidad, un representante de la marca me invito a dos cañas), y amparado por la magnífica banda que son The True Loves, que arroparon su espléndida voz en todo momento.

Para sorpresa de todos, la canción elegida para abrir el concierto fue una versión de “Only daddy that’ll walk the line” de Waylon Jennings, defendida a la perfección por Eli y su banda. Tras saludar al público e intentar hablar un poco en español, le tocó el turno a “Am I wasting my time”, en la que se echo de menos la presencia de una sección de viento sobre el escenario, algo que se repetiría en posteriores canciones. El primer momento público-artista de la noche se produjo con la canción “Help me”, en la que Eli pidió la colaboración de todos los presentes.

Con el contraste entre la melancólica “Just like me” y la colorida “Tell me what I wanna hear”, se llegó al ecuador del concierto, con un público cada vez más animado, con sus pies moviéndose involuntariamente ante el ritmo que marcaba la banda. Para el final quedaba lo mejor del repertorio de Eli Reed: “Young girl”, coreadísima desde abajo del escenario; “You can run on”, en la que Eli se puso el disfraz de Johnny Cash; o exaltada “Explosion”, con la que se retiró la banda antes del siempre mágico ritual de los bises. Para acabar, las elegidas fueron “So glad you’re mine” y “Boom boom”.

Sin duda un genial concierto, de un artista que de momento sólo ha revolucionado el mundo del soul, pero al que le faltan muchas páginas que escribir en un futuro no muy lejano.


Acciones

Information

3 responses

12 04 2011
Mary

Enorme crónica, Lolo (me encanta lo de la publi de las gafas, jeje). Yo lo ví en Madrid hace un par de años y es todo un espectáculo. Por cierto, juraría que la banda de acompañamiento se llama The True Loves.

12 04 2011
lologoza

Tienes razón! se me ha escapado una R, y me he tomado la licencia de rebautizarlos xD

gracias por el apunte y me alegro de que te guste la crónica🙂

13 04 2011
Anónimo

Que conciertazo! aunque tienes razón en que la sala no era ni mucho menos la más apropiada. Odio la casa del loco. deberìa haber sido en la oasis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: