Glasvegas – Euphoric /// Heartbreak \\\: Demasiada melancolía puede ser perjudicial para la salud

9 04 2011

Tres años han tardado Glasvegas en renovar su material tras la gran acogida de su ópera prima. Pese a la marcha de su batería, la banda siguió adelante y, ahora, el grupo vuelve con un segundo compacto en el que mantienen la esencia del sonido que les encumbró.

Siempre que escucho a James Allan hay algo que no me gusta y hasta me da mal rollete. Su parecido vocal (no hablo de lo que hacen con sus respectivas bandas) con Steve Bays de Hot Hot Heat es evidente y eso me desconcentra. Pero si intentamos olvidarnos de esto (últimamente llevo unos días sacando unos parecidos de traca…), podemos saborear una buena continuación de las gratas señales que dejaron en su debut.

Producido por Flood (U2, Depeche Mode, The Killers, Sigur Rós), el cuarteto entrega once canciones de corte similar al de su antecesor. Sonidos épicos sentimentaloides, melancolía ruidosa, y letras que se pegan, posiblemente en exceso. Eso es lo que nos encontramos en Euphoric /// Heartbreak \\\.

Si de algo anda sobrado este disco es de medios tiempos y más si todos suenan seguidos, unos tras otros. En la parte central encontramos cuatro temas que, ubicados de diferente forma, hubiesen sonado mucho mejor y, seguramente, habrían dado un aire más fresco al disco. Pero si juntamos ”Whatever Hurts You Through the Night”, ”Stronger Than Dirt (Homosexuality Pt.2)”, ”Dream Dream Dreaming” y ”I Feel Wrong (Homosexuality Pt.1)” hace que lo que son buenos cortes, al final, al sonar de forma consecutiva, consigan convertirse en pesados, al tener sonidos muy parecidos y acabas agotado al tener que enfrentarte a un trabajo en el que la mayoría de canciones te recuerdan a cosas que ya has escuchado antes, o directamente, a cortes que entre sí son muy parecidos.

La única canción que realmente no tiene ese sentimiento oscuro y evocador es ”Shine Like Stars”. Pese a que ”Euphoria Take My Hand” y ”Lots Sometimes” sigan más o menos los mismos parámetros que las canciones mencionadas antes, se diferencian por la viveza de la batería principalmente, en especial en la mencionada en último lugar en la que su ritmo progresivo y su guitarra consigue encajar muy bien con la voz de Allan.

Change” es una oda que sirve de cierre en la que James habla (literalmente) con su madre y le cuenta sus miedos y ella le responde que vuelva su sonrisa, que no tenga miedo de los cambios y todas esas cosas que dicen nuestras madres.

Me ha gustado el disco en varios momentos, pero su unión me resulta muy agobiante y pesada y te deja con una sensación de desasosiego considerable y, aunque ese tipo de propuestas en muchas ocasiones pueda gustarme, en esta ocasión la agrupación escocesa no ha sabido dar en el clavo.

Anuncios

Acciones

Information

One response

9 04 2011
Charli

que coñazo de disco, de verdad, coñazo coñazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: