Radiohead – The King Of Limbs

5 03 2011

El octavo álbum de Radiohead, The King Of Limbs (2011, XL Recordings) nos llegó de forma misteriosa, sin que nadie lo esperara e incluso mucha gente se planteó si este trabajo era algo definitivo o se trataba de otra estrategia comercial de la banda para crear expectación. El mismo misterio lo tenemos en el título del álbum, en esa portada fantasmal, obra de Stanley Donwood de nuevo y, por supuesto, en la música del mismo, que una vez más apuesta por el vanguardismo y la innovación.

Nigel Godrich es, igual que en anteriores trabajos, el encargado de producir el álbum y vuelve a estar impecable en su tarea, haciendo mejorar algunas de las canciones a través de ecos y que la densidad instrumental del álbum parezca más liviana para el oyente, haciéndolo accesible a pesar de todo.

Tan sólo 37 minutos para ocho canciones en el que es el álbum más corto de la banda, pero también uno de los que más cuesta digerir en su totalidad. El disco abre con el piano de “Bloom”, que enseguida nos conduce a ritmos africanos ofreciendo un tremendo contraste. La voz de Thom Yorke, aun teniendo un papel protagonista, actua más como otra capa de sonido que se conjuga a través de coros con las capas de sonido más agudas. Providencial el papel de Colin Greenword al bajo aquí, que otorga estabilidad al conjunto y ofrece al oyente un lugar donde descansar frente a los malabarismos en las capas de sonido ofrecidos.

En “Morning Mr. Magpie” tenemos una guitarra que, mediante la técnica del stacatto, adquiere la función de base electrónica para la canción. Yorke olvida el falsete por unos momentos y nos trae unas letras una vez más ambiguas, a las que imprime algo de rabia. En ellas alude a Mr. Magpie, un “monstruo” con el que Yorke se enfrenta por haberle robado la magia a su melodía.

“Little By Little” es quizás la canción más accesible del álbum y reencuentra a la banda con los Radiohead de Kid A y OK Computer, aunque irónicamente es la canción más floja del disco. Con una estructura predicible, tan sólo resulta interesante la progresión en la melodía y el ritmo.

El cambio a “Feral” no podría ser más acentuado. Sin duda la canción más experimental y vanguardista del disco, se encuentra inspirada en los ritmos del dubstep, un género con el que la banda, y sobre todo su líder, llevan ya un tiempo jugueteando. Centrada casi totalmente en unas complejas bases rítmicas, la voz actua como un instrumento más. Inevitablemente nos recuerda al misticismo de los ritmos de los dos discos de Burial.

Casi sin darnos cuenta llegamos a “Lotus Flower”, el primer single lanzado por la banda. Es la canción más centrada en las letras del disco y recuerda a lo ya lanzado por Yorke en The Eraser. Resulta muy agradable de escuchar y Phil Selway está especialmente acertado en su trabajo con la batería, así como el uso de los sintetizadores y el bajo, que ofrecen contraste con la batería, haciendo que el conjunto no suene acelerado pero tampoco decaiga en el ritmo. Un single redondo y muy acertado colocarlo como cabeza visible del nuevo trabajo.

“Codex” tarda en arrancar pero contiene una progresión magnífica y un uso del piano, especialmente en la parte final, muy emocionante, y que nos acerca a la parte final del disco que se abre con  “Give Up The Ghost”. Una canción de melodías, en las que solo tenemos capas de guitarra y voces, que se van entrelazando a lo largo de los casi cinco minutos que dura el tema. Una canción que quizá hace unos años hubiera aparecido como una de las notables caras-B de la banda, es interesante pero no a la altura de otros temas incluidos en anteriores álbumes. El disco cierra con “Separator”, una canción embriagadora en la que vuelve a destacar el bajo y Yorke ofrece un buen nivel en las voces.

En este trabajo nos encontramos con una banda lo suficiente madura y a vueltas de todo como para no tener que ir a por un triple salto mortal y simplemente ofrecer el sonido con el que más se sienten identificados actualmente. Es muy complicado establecer comparaciones con los Radiohead de antes de In Rainbows y los amantes del estilo de la banda en aquella época no van a encontrar apenas guiños que les hagan rememorar tiempos pasados. Pero el paso del tiempo es ineludible y, de la misma manera que hoy sus primeros discos no tendrían ni un mínimo porcentaje del impacto que tuvieron en su momento, un estancamiento en aquel sonido no tendría sentido en una banda que siempre ha intentado crear un disco fiel a su época y más vanguardista que el anterior.

Seguramente falta una conexión con el oyente, la magia de la que Yorke habla en “Morning Mr. Magpie”, canciones con las que sentirse identificado y no temas en los que tan solo imaginas sentimientos borrosos o cuentos de hadas y monstruos, pero las pretensiones de la banda esta vez pasan más por crear un mundo imaginario y sobre todo buscar un sonido que les represente actualmente como banda, con The King Of Limbs parece que lo han encontrado.

Anuncios

Acciones

Information

9 responses

5 03 2011
donteatheyellowsnow

Coñazo de los grandes.

5 03 2011
Lee

+1

6 03 2011
bobbyrto

+1000

Lo de Feral es… Buf. Menudo bodrio de canción.

5 03 2011
kiebra

Yo pienso que es un buen disco que hubiera pasado totalmente desapercibido si lo saca otro.

A mi los Radiohead que más me gustan son los del OK Computer así que este disco tras unas cuantas escuchas ha pasado casi al olvido, no es un disco que te apetezca ponerte así por las buenas.

6 03 2011
Recycling Panda

A mi me ha molado. Pero claro, acostumbrados a escuchar los discazos que se sacan de la manga pues evidentemente es infierior.

6 03 2011
mary

Los grandes siempre tienen su momento de hacer “lo que me de la gana”. En la primera escucha es un tostón soberano. Pero si le dedico un poco más de atencion a lo mejor me podría gustar.

6 03 2011
Clod

Un disco demasiado Yorke y muy poco Radiohead.

6 03 2011
Raúl

A nivel de ideas resulta evidente, pero a nivel instrumental se nota mucho la diferencia entre The Eraser y The King Of Limbs. El sello de los otros cuatro está ahí, aunque cueste más de la cuenta apreciarlo.

6 03 2011
samuel

un disco que crece con las escuchas. Codex es grandiosa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: